Gastronomía a la última: Las Palmas de Gran Canaria. El equilibrista 33

Begoña A. Novillo30/03/2020
Compartir

Hay restaurantes que dejan huella, que marcan tu memoria y a los que quieres regresar una y mil veces. Este el caso de El Equilibrista 33.  Su cuidada cocina de mercado con toques de vanguardia y guiños al producto canario, su estética de lo más visual y la gran materia prima seleccionada con la que Carmelo Florido hace filigranas de ensueño, lo han convertido en sus casi 7 años de historia, en un referente en Las Palmas de Gran Canaria.

El Equilibrista 33 sorprendente desde el minuto uno por su originalidad  y la exclusividad que reina en cada una de las creaciones que podemos degustar. La personalidad arrolladora y el "savoir faire" de este chef inunda todo un espacio de lo más acogedor. En El Equilibrista 33, todo se elabora al momento y el producto de temporada es el protagonista indiscutible  de una película cuya línea argumental es claramente de Óscar. La decoración de este restaurante está plagada de blancos, grises, marrones, metales en un local no muy grande pero sí, muy coqueto. Entre sus propuestas puedes encontrar platos tan interesantes como:  Makis de calabacín o atún con gofio, Carpaccio de Angus con helado de frambuesa, Bife loncheado con trigueros, chips de papa y salsa Romescu, Tartar de atún con huevas de pez volador, Lomito de cherne templado con azafrán y hierbabuena, Arroz con langostinos, cilantro y lima o Mousse de yogur con sopa de tuno indio o maracuyá. Su carta de vinos es atrevida a la par que sólida (te recomiendo armonices con algún vino canario). Una gran experiencia que no has de perderte si viajas a Gran Canaria.